4 hábitos que pueden desencadenar cáncer de estómago

El cáncer de estómago es el cuarto cáncer más frecuente en el mundo. Se reportaron 1 millón de casos en el año 2018. Comienza en las células en la capa interna del estómago e invade lentamente la pared del estómago. Algunos de los síntomas del cáncer de estómago incluyen:

  • Náusea
  • Diarrea
  • Fatiga
  • Estreñimiento
  • Poco apetito
  • Hinchazón después de las comidas
  • Pérdida de peso repentina
  • Sangre en las heces

Tipos de cáncer de estómago

El cáncer de estómago se clasifica en función del tipo de tejido del que se originan. El cáncer de estómago más común es el adenocarcinoma, que representa del 90% al 95% de todos los cánceres de estómago, comienza en el tejido glandular del estómago. Entre otras formas de cáncer de estómago, se incluyen los linfomas (originados en el sistema linfático) y los sarcomas (que afectan el tejido conectivo, como los músculos, la grasa o los vasos sanguíneos).

Hábitos que desencadenan el cáncer de estómago

Algunos de sus hábitos diarios también pueden contribuir a la progresión del cáncer de estómago. Aquí hay 5 hábitos que pueden desencadenar el cáncer de estómago:

Dieta irregular

Las personas que comen a intervalos regulares tienen menos probabilidades de contraer este tipo de cáncer. El estómago funciona mejor cuando seguimos una dieta fija. Seguir una dieta fija ayuda al estómago a digerir correctamente los alimentos y no daña el estómago. Es vital adherirse a un régimen de alimentación fijo para un estómago sano.

Si no puedes seguir un estricto patrón de alimentación, puedes comer algo intermedio, ya que no se trata de morirse de hambre.

Comida caliente

Los alimentos calientes pueden ser peligrosos para tu estómago porque la membrana mucosa del tracto digestivo no está diseñada para manipular alimentos que tienen una temperatura de 50 a 60 grados. Esto causará una quemadura estomacal y conducirá a cambios patológicos, lo que provocará cáncer de estómago. Es mejor evitar el consumo de alimentos calientes, ya que solo conlleva un peligro para la salud.

Frutas ácidas

Cuando uno tiene hambre, es cuando el ácido gástrico alcanza un punto alto y ataca el estómago. Comer frutas ácidas como jugo de limón, arándanos, etc. con el estómago vacío definitivamente precipitará el problema. Esto puede llevar a un gran bulto en el estómago, lo que aumenta la presión del aire en el estómago y también puede provocar la aparición de otros síntomas.

El consumo de tabaco

El consumo regular de tabaco puede aumentar el riesgo de desarrollar cáncer de estómago, específicamente el estómago proximal, que es la parte del estómago más cercana al esófago. Si eres una persona que ha sido adicta al tabaco durante mucho tiempo, entonces probablemente deberías renunciar ahora. Este hábito no te hace nada bueno, solo aumenta los riesgos de salud que podrían costarte la vida.

Otros factores de riesgo

  • Consumo de alcohol.
  • Problemas gástricos.
  • Antecedentes de problemas estomacales.
  • Infección por Helicobacter pylori: causada por la bacteria H.pylori que pone a uno en mayor riesgo de cáncer de estómago.
Comparte si te gustó